Bloque 15 de Oxy dejó 12 700 millones al estado

6-17119_full

La caducidad del contrato de Occidental (Oxy) en el Bloque 15 y los campos unificados Edén Yuturi y Limoncocha dejó un saldo a favor para el Estado ecuatoriano.
Los ingresos obtenidos triplican el monto de indemnización que pedía la petrolera estadounidense: USD 3 370 millones, cifra que fuera ajustada a la baja por el Tribunal Arbitral del Centro de Disputas de Inversiones del Banco Mundial (Ciadi) en su fallo del 5 de octubre pasado.

De acuerdo con los datos de las estatales Petroecuador y Petroamazonas, respecto a producción de petróleo, Ecuador obtendrá hasta fines de este año una renta neta de USD 12 712 millones por la venta de crudo en estas áreas. Esto, desde mayo del 2006, cuando se decidió la caducidad del contrato de la Oxy.

Las cifras, que están publicadas en la página web de Petroamazonas y en los anuarios de Petroecuador, consideran la producción de los campos operados por la petrolera estadounidense. En términos generales, las áreas que operaba la Oxy generaron ingresos al Fisco por USD 17 500 millones desde el 2006, mientras que los costos e inversiones bordearon los USD 4 800 millones. El Gobierno, sin embargo, guarda reserva sobre estos datos.
El ministro de Recursos No Renovables, Wilson Pástor (gerente de Petroamazonas entre 2007 y 2010) se limitó a decir que los ingresos obtenidos del Bloque 15 son “fruto del esfuerzo, de la inversión del Estado y de la bondad que ha tenido el precio del petróleo… No podemos hacer las comparaciones de cuánto se benefició el Estado porque se fue Occidental, ni cuánto habría ganado Occidental si se hubiese quedado. Occidental no merece ni un solo dólar por haber vulnerado la ley ecuatoriana”, dijo Pástor.

En efecto, la petrolera estadounidense cedió el 40% de sus derechos en el Bloque 15 a la canadiense AEC, sin autorización del Ministro de Energía. Esta infracción es castigada con la caducidad del contrato y la reversión de los bienes de la petrolera.
Alfredo Palacio -quien pidió que se ejecute la caducidad- reconoció en una entrevista con este Diario que la salida de Oxy ha representado un saldo a favor del Estado no menor a USD 12 000 millones.

Para el director de Análisis Semanal, Walter Spurrier, en términos contables, la caducidad del contrato de Oxy fue “un buen negocio” para el Ecuador. Pero pese a los altos ingresos, el Gobierno no ahorró nada de la renta del Bloque 15 para pagar una posible indemnización por las demandas de Oxy, luego de seis años de litigio internacional.

El fallo a favor de Oxy se conoció el 5 de octubre pasado y fue menor de lo que demandó la petrolera. En primer lugar, porque la indemnización se calculó en función del valor del negocio en el momento de la caducidad, sin considerar la disparada de precios del crudo.

También te podría interesar...

Flash ad ID: 4
Flash ad ID: 3
Accessibility
Cerrar