Correa realizó un encuentro con oposición política del país

2-22093_full

El palacio de Carondelet fue el escenario del primer encuentro de Rafael Correa, en sus siete años de gobierno, con la oposición política del país.

Fue un almuerzo en el salón de banquetes, al que estuvieron invitados los alcaldes electos de las capitales provinciales y los 23 ganadores de las Prefecturas en los comicios pasados.

No fue Jaime Nebot, burgomaestre de Guayaquil, pero sí Mauricio Rodas, máximo dirigente de Sociedad Unida Más Acción (SUMA) y futuro alcalde de Quito. De esa misma agrupación también asistió el que será prefecto de El Oro, Esteban Quirola. De hecho, ellos llegaron juntos; en ese grupo estaba además Ramsés Torres, alcalde entrante de Guaranda.

Del lado socialcristiano acudió Johnny Terán, de Babahoyo; no así Carlos Falquez, de Machala.

Del otro extremo de la oposición estuvieron los prefectos de Pachakutik: Salvador Quishpe, de Zamora; Guadalupe Llori, de Orellana; y Marcelo Chumpi, de Morona Santiago.

“Antes nuestros alcaldes debían mendigar, ir de ministerio en ministerio para ver quién les daba una partidita”. Rafael Correa, presidente de la República.

Junto a Correa se sentó de un lado Jimmy Jairala, reelegido prefecto de Guayas; y del otro el vicepresidente Jorge Glas. En esa misma dirección se ubicó Gustavo Baroja, prefecto de Pichincha, y a continuación Mauricio Rodas.

Con un brindis, Correa deseó éxitos a las autoridades entrantes. Ratificó el apoyo a los nuevos funcionarios “que con manos limpias, patrióticamente, con afán de servicio, buscan día a día mejorar el nivel de vida, alcanzar el Buen Vivir de sus comunidades”.

Entonces vino el choque de copas, Correa extendió su mano hasta alcanzar a Rodas. Ambos brindaron con una sonrisa ante la atenta mirada de Baroja.

Pero antes de eso el Primer Mandatario recorrió toda la mesa con forma de U y saludó a cada una de las nuevas autoridades. Así le llegó el turno a Mauricio Rodas, con quien estrechó la mano e intercambió un breve abrazo.

La prensa solo tuvo acceso durante unos minutos a la cita, que se extendió hasta las 17:00.

“El Buen Vivir se construye desde lo local”, manifestó el Mandatario durante el almuerzo, en el que también estuvieron las autoridades electas de PAIS, como Lenin Lara, alcalde entrante de Esmeraldas.

Antiguos aliados, como Bolívar Castillo, de Loja, y Mariano Zambrano, de Manabí, también acudieron. “Fue un encuentro patriótico y pluralista en el que el presidente Correa demostró que es presidente de todos, sin tener una tienda política”, comentó el exlegislador.

La misma opinión tuvo el prefecto de Loja, Rafael Dávila, quien llegó al cargo con el movimiento Creando Oportunidades (CREO).

En realidad, el ambiente fue muy cordial. No hubo roces ni discusiones, según indicaron los asistentes. El almuerzo fue de comida tradicional: sopa de quinua, seco de pollo, maduro frito y torta de guineo. El vino que se sirvió fue ecuatoriano, de las cosechas de 2012 y 2010.

El Mandatario destacó los avances en la institucionalización del Estado.

A la subida del palacio se dispuso un micrófono con pedestal para que los invitados ofrecieran declaraciones a los medios de comunicación antes de ingresar al almuerzo.

Allí cada autoridad expuso su opinión. Quishpe expresó su interés de dialogar sobre la minería, los derechos de la Amazonía y la Ley 010. A Jairala no le sorprendió la ausencia de Nebot puesto que, dijo, ni a las sesiones del Consejo Provincial va.

Correa enfatizó que hay avances que se consolidaron en su gobierno y que los alcaldes que empezaron junto a su mandato pueden dar fe. “Antes nuestros alcaldes debían mendigar, ir de ministerio en ministerio para ver quién les daba una partidita, unos cuantos dólares para completar los proyectos de agua potable y alcantarillado”, contó.

Para él, ahora el país está mucho más institucionalizado y existe “el Banco del Estado, que es el banco de los gobiernos locales”.

En las prefecturas, uno de los pedidos de la población tiene que ver con caminos vecinales. Correa detalló que consolidar esta obra es extremadamente costoso, porque se requieren $ 10.000 millones para cumplirla. “Eso no lo van a poder hacer solas las prefecturas, ni siquiera con el apoyo del Gobierno Central, peor en el corto plazo, pero lo importante es empezar con fuerza, con eficiencia, planificadamente para que en un horizonte, ojalá corto de tiempo, nuestros campos estén sembrados de caminos vecinales”.

Otro de los problemas es el riego. “Imagínense todo lo que falta por hacer, y algunos nos hablan de excesivo gasto público, y algunos nos hablan de que hay que dejar de explotar nuestros recursos naturales como si todos los ecuatorianos tuvieran el estómago lleno, como si todas nuestras comunidades tuvieran servicios adecuados”, comentó.

Por ello, insistió en que hay que aprovechar los recursos naturales para superar la pobreza, “para poder sembrar de servicios adecuados cada lugar de la patria, ya no hay tiempo que perder”.

Rodas reiteró su voluntad y predisposición de tener una relación coordinada con el Presidente y el resto de autoridades del Estado. “Esta invitación es un paso positivo en esa dirección, venimos con el mejor de los ánimos para mantener una relación de mutuo respeto y sobre todo en beneficio de los ciudadanos de Quito”.

Su objetivo, dijo, será mejorar la calidad de vida de los quiteños, para lo que requiere coordinación con todas las funciones del Estado.

Rodas descartó que Jeannette Hinostroza será parte del equipo en el Municipio de Quito y destacó que su compromiso es ejercer el cargo hasta el último día de su mandato, con lo que descartó que vaya a renunciar en 2017 para postularse a la Presidencia de la República.

Reconoció “aspectos positivos en el tema social, por ejemplo, y en el mejoramiento del desempeño de muchas instituciones públicas, y el país lo reconoce como algo muy positivo (…), pero, a mi juicio, han existido cosas que han sido errores que hemos puntualizado en su momento, siempre planteando alternativas de solución”.

Datos

En la cita estuvieron 14 representantes de PAIS más los aliados, 5 de CREO, 5 de Avanza, 7 de Suma, 1 de ARE, 1 de PSC, 3 de Pachakutik, 2 de Sociedad Patriótica, 1 del Frente de Lucha Ciudadana, 1 del Partido Participa con Igualdad, 1 del Movimiento Integración Democrática del Carchi y 1 del Movimiento Social Conservador del Carchi.

Cerca de 50 autoridades se reunieron en el Palacio de Carondelet, informó el sitio web oficial ElCiudadano.com, ya que también asistieron ministros de Estado.

El presidente Rafael Correa anunció esta cita el pasado sábado, durante su enlace ciudadano. Fueron invitados los prefectos y los alcaldes electos de las capitales provinciales.

También te podría interesar...

Progreso
Flash ad ID: 3
Accessibility
Cerrar